27 jun. 2012

A por todas.

No permitas que nadie diga que eres incapaz de hacer algo, todo el mundo es capaz de conseguir lo que se propone.
Si tienes un sueño, debes conservarlo, y luchar por él. Lucharás, te rendirás, volverás a intentarlo, puede que vuelvas a tropezar, pero te levantarás y seguirás.
Si de veras lo quieres alcanzar, por mucho que pase, nunca te rendirás. Y si de verdad lo intentas, luchas con todas tus fuerzas y juegas tocas tus cartas, tarde o temprano, lo acabarás consiguiendo.
Si realmente quieres algo, sal a buscarlo, y punto. Las cosas se buscan, no vienen solas.
La gente que no logra conseguir sus sueños suele decirles a los demás que tampoco cumplirá los suyos, pero si de verdad hubiera sido un sueño, habrían hecho lo imposible por cumplirlo.
Y aquellos que tuvieron el valor para alcanzarlo, son los que te incitarán a luchar, a no caer, y a arriesgar.
Así que, hazlo.
Demuestra que los sueños se pueden cumplir. Pero sólo, si de verdad son sueños.

23 jun. 2012

21 jun. 2012

Quiero alterar mi conciencia, y al cerrar los ojos verte a ti aunque me muera.

Un día más, despierto, y no estás aquí para darte el beso de buenos días.

Me está matando. Me mata el deseo de volverte a ver. Abrazarte, sentirte, mirarte a los ojos y perderme en tu mirada. Y besarte. Besarte dulcemente mientras congelamos el tiempo. Beber de ti. Sentir tus labios sobre los míos hasta fundirse. Respirar el mismo aire. Y notar tu calor sobre mi cuerpo. Dejar rienda suelta a la pasión, hasta fusionar nuestros cuerpo y ser sólo una.

Son ya muchos sueños ocultos y pasiones prohibidas. Déjame llevarte a hacerlas realidad.

Quiero arder contigo.

20 jun. 2012

A veces... hay que perder para ganar

El tiempo funciona sin pilas. Los trenes no esperan y se largan. Los capuchones de los bolígrafos se pierden. Las palabras son inversamente proporcionales a todo lo que queremos decir. La batería de los móviles siempre falla. Las miradas ya son sin compromiso. La música pierde interés por sus letras. Los ordenadores tienen un chip para no querer volver a encenderse cada dos años. Los zapatos se desgastan. Los sueños siempre llegan con retraso. El pasado te hace rebobinar tu vida. Los días martes y trece conspiran contra ti. Los besos se agotan. La esperanza desespera. Las leyes se imponen sin venir a cuento. Los lunes son odiosos. Las relaciones se destiñen. Los compromisos se desentienden. Las luces se funden. Tu maleta pesa más de la cuenta. Los autobuses marean. Los sentimientos se confunden. Los semáforos siempre se ponen colorados si los miras. Los bordillos están dónde no te los esperas. Las prisas te retrasan. Los momentos son instantes. Los perros ladran por que sí. Y los gatos son muy perros. Los malos son muy malos y los buenos no tan buenos.

16 jun. 2012

El corazón ya va mejor sólo me duele cuando late

"La gente más hermosa que hemos conocido es aquella que no se ha dejado vencer, conoce el dolor, conoce la lucha, conoce la pérdida, y ha salido de lo más profundo. Estos seres conocen el aprecio, la sensibilidad, y un conocimiento de la vida que los llena de compasión, gentileza, y una profunda preocupación amorosa por los demás. La gente bella no nace, se hace."
Kübler-Ross.

13 jun. 2012

La historia más bonita que pudo ser escrita, y que no se escribió.

Lo más triste es que nunca sabrás todo lo que estaba dispuesta a ofrecerte.

Pero no pasa nada. Sé que en algún lugar de este mundo habrá alguien dispuesto a compartir mis sueños.

Tiempo al tiempo.

7 jun. 2012

y el silencio no para de hablar

Otra vez. Otra vez he sido lo suficientemente gilipollas para que me vuelva a pasar.

Quiero desaparecer, irme lejos y olvidarme de todo. Estoy harta de que siempre se repita la misma historia. Tal vez debería ponerle solución, pero me siento incapaz ahora mismo.

Y lo peor es la indecisión. La indecisión que tengo ahora mismo sobre todo lo que me rodea me mata. Porque ni yo sé lo que quiero hacer con mi vida, y si realmente esto es lo que quiero ser.

Necesito tiempo para mí. Y eso es lo único que no tengo, tiempo. No creo que aguante así mucho más.

Odio que todas las noches me quede durmiendo entre lágrimas. Y lo peor es que no lo puedo evitar.

yo seguiré mintiendo a quién quiera escuchar....

2 jun. 2012

Y volver a escuchar el silencio que sólo rompían tus labios

No puedo más.

Hace 168 horas que te tenía en mis brazos. En mis brazos. Y parece una eternidad.
Ahora me miro, y no hay nada. Un triste vacio, el que tú dejaste al marcharte. Nada más.

No dices nada. Y tampoco sé si quiero oirte. Tienes el poder de destrozarme hasta el último rincón de mi ser, aunque no quiera admitirlo, es así. Me da miedo, muchísimo miedo, porque sé de sobra lo que hay, y lo que no habrá jamás.
Y me duele, me duele en el alma, porque sé que podría ser todo perfecto, maravilloso. ¡Já! Vamos a hablar con propiedad. Las cosas perfectas, no existen, ¿qué es la perfección? Ahora, todo depende de como se mire, ahí es donde encontramos nuestro concepto de percepción. Yo lo encuentro, cuando te miro a ti. Cuando veo esos ojos tristes llenos de una vida que le están robando. Y esa sonrisa, ¿qué decir de tu sonrisa? Para mí, tienes una sonrisa perfecta, capaz de contagiar a cualquiera, y alegrar un día, así que jamás deje que se apague, y mucho menos, que alguien la apague, el mundo no podría seguir girando sin esa fuerza que desprendes.
Daría lo que fuera, pero no sabes hasta que punto, por poder abrazarte ahora mismo, y decirte que no tienes que volver a preocuparte por nada, que yo me voy a encargar de que seas la persona más feliz del mundo, y demostrarte lo que es el amor. También sé, que las relaciones perfectas no existen, pero son todos esos pequeños detalles constantes los que las construyen, y las hacen tan especiales. Sé que yo me encargaría de que todo fuera mágico. No sabes la de millones de cosas que se me ocurren.
Creo que sabes de sobra todo lo que puedo ofrecerte. Bueno, miento. No, lo más seguro es que no puedas ni imaginarte la mitad de todo lo que podría llegar a ofrecerte, porque lo llevo guardado en lo más hondo de mi ser, para quién lo quiera.

Me alegro de haberte conocido, porque tú me has enseñado que los sueños imposibles, no existen, que todo es posible si se quiere, querer es poder, y el que lucha, antes o después obtiene su recompensa.

Sabes que tú tienes la última palabra. Yo jamás te obligaría a nada, y menos a algo que no quisieras hacer. Tienes permiso para destrozarme en pedazos.

Y por hoy ya está bien. Llevo una semana con un nudo en el estómago. Necesitaba llorar, mucho. Y gritar aquí en mi rincón secreto.

Me duele el hueso de quererte.
Culpable como un vino añejo, hace horas que no veo amanecer. Ya te vi desnuda, tengo el amor por hacer.

Sé de sobra que esto no está bien. Realmente nunca ha estado bien. Y lo siento. Lo siento en el alma, de verdad, pero no puedo controlarlo. Espero que me perdones.

Te quiero.